Cargando contenido

Noticias gays


Banderas del orgullo LGTB para enviar un mensaje al próximo vicepresidente de los Estados Unidos2016
02
Dic

Banderas del orgullo LGTB para enviar un mensaje al próximo vicepresidente de los Estados Unidos

El próximo vicepresidente de los Estados Unidos, Mike Pence, se ha opuesto a varias medidas que promoverían los derechos de los homosexuales, decisiones que posiblemente apoyaban sus vecinos de Indiana, donde era gobernador, pero que no están dispuestos a apoyar sus nuevos vecinos de Washington D.C., que han colgado banderas del orgullo LGTB para enviarle un mensaje a modo de protesta pacífica.

Por Luis M. Álvarez


¡Compártelo!




«Cristiano, conservador y republicano, en ese orden», es como se define a sí mismo Mike Pence, quien está ya destinado a ser el próximo vicepresidente de los Estados Unidos de América, junto a Donald Trump. Una descripción que se puede aplicar a todas sus decisiones políticas como gobernador de Indiana, teniendo entre sus principales damnificados al colectivo LGTB. Es bien posible que en su pueblo tuviera el apoyo de sus vecinos, pero no parece tenerlo en su nuevo vecindario de Washington D.C., donde han querido dejarle claro un mensaje colgando en sus fachadas varias banderas del orgullo LGBT.

«Un mensaje respetuoso mostrando, en mi caso, mi desacuerdo con algunos de sus pensamientos (…). No tengo ni idea de lo que va a pensar, pero espero que cambie de opinión» es lo que declara Ilse Heintzen, uno de los seis vecinos de Washington D.C. que han secundado la idea de Joanna Pratt, residentes de Northwest D.D., la zona donde reside actualmente Pence, desde donde dirige el equipo de transición hasta que se mude a la mansión oficial del vicepresidente, en los terrenos del Observatorio Naval.



«Creo que el matrimonio es la unión entre un hombre y una mujer y es una institución única que vale la pena defender en nuestro estado y nación. Por miles de años, el matrimonio ha servido como el pegamento que mantiene las familias y las sociedades juntas y por lo que siempre debe ser», declaraba Pence cuando la Corte Suprema derogaba la Ley de Defensa del Matrimonio. Para su mayor decepción, ese mismo organismo declaraba discriminatorio que dos personas no pudieran contraer matrimonio teniendo como único inconveniente que fueran del mismo sexo, si es que ambas estaban de acuerdo en hacer uso de ese «pegamento» al que se refería Pence, quien se mostraba «decepcionado» con una decisión con la que, al contrario, sí parece estar de acuerdo su jefe, Trump, quien se manifestaba incondicionalmente a favor en la primera entrevista que le hacían tras ser elegido presidente.



Para pertenecer a una religión que predica la compasión y la misericordia contra sus ovejas descarriadas, parece mentira que también fuera uno de los primeros defensores de la Ley de Restauración de la Libertad Religiosa que ha puesto en posición de ser víctimas de escarnio, humillación y la más salvaje discriminación a personas homosexuales, bisexuales y transexuales, instando además a las empresas a no contratar a personas homosexuales. Me pregunto como se llevará con Peter Thiel, el fundador de PayPal, quien es abiertamente homosexual y también forma parte de este equipo de transición, que para eso había apoyado públicamente a Trump, tras hacer una generosa donación a su campaña.



Fotos

¿Te ha resultado interesante?

Los documentos que marques como interesantes quedarán guardados en tus Favoritos. ¡No te pierdas lo que más te interesa y tenlo siempre a mano!


2
 
0

Tu opinión importa

Escribe tu opinión

Para poder comentar este artículo tienes que identificarte como usuario del portal. Si aún no estás registrado puedes crear tu cuenta gratis en menos de un minuto.