Cargando contenido

Noticias gays


Se produce la primera condena en Bolivia por el asesinato de una persona transexual2017
26
Nov

Se produce la primera condena en Bolivia por el asesinato de una persona transexual

Condenan a 30 años al asesino de Dayana Kenia Zárate en el que es el primer juicio por el asesinato no sólo de una persona transexual en Bolivia, sino de un miembro del colectivo LGBT. No ha sido tipificado como crimen de odio al no estar todavía tipificado como tal en el Código Penal de Bolivia.

Por Luis M. Álvarez


¡Compártelo!




El Tribunal de Sentencia número 12 de Santa Cruz condena a 30 años de prisión a Alejandro Villca Valdivieso por el asesinato de Dayana Kenia Zárate, cuando estaba a punto de cumplir los 24 años de edad. No sólo se trata de la máxima pena que estipula la justicia boliviana para este tipo d casos, sino que es la primera sentencia a una persona transexual en el país andino.



José Zárate y María Bustamante, padres de la víctima, han denunciado públicamente el «calvario» que han sufrido para conseguir justicia por el asesinato de su hija, el 1 de abril de 2016, torturada y asesinada en la ‘rockola’ Sentimental, el establecimiento de ocio que regentaba en Santa Cruz, donde residía desde hacía 3 años. Una vecina encontraba su cadáver en un charco de sangre, atada de pies y manos, con múltiples heridas en el cuerpo y quemaduras de cigarrillos. Había sido degollada con una botella, siendo el móvil robarle el dinero que tenía ahorrado para la operación que le llevaría a completar su reasignación de género.

La propia Dayana contrata a Alejandro, con quien inicia una relación sentimental, conviviendo ambos en el domicilio de Dayana. Posteriormente, Alejandro se trae a una tercera persona a la vivienda, Graciela Salazar Ibáñez, haciéndola pasar por su hermana, siendo en realidad su pareja según asegura una vecina de Dayana. A lo largo del juicio se ha podido comprobar que Alejandro es el autor de un crimen que habría cometido «con extrema violencia», quedando absuelta y declarada inocente Salazar Ibáñez, quien se sospechaba inicialmente podría haber sido su cómplice en el crimen.



De los 72 asesinatos a miembros del colectivo LGBT producidos en Bolivia en la última década, sólo 51 están en proceso judicial debido a que los familiares de las víctimas prefieren no denunciar. Algunos activistas se refieren a la sentencia del asesinato de Dayana como «histórica», siendo un caso emblemático para la comunidad LGBT al ser el primero de una persona transexual que llega a juicio. La justicia no ha querido incluir su asesinato como un feminicidio, como tampoco como un crimen de odio, al no estar tipificado como tal en su código penal actualmente. El borrador del proyecto de ley del Código del Sistema Penal, en debate actualmente en el Senado, incluye once agravantes para casos de homicidios, entre ellos los motivos denominado «homolesbotransfóbicos», que implicarán condenas de entre 25 y 30 años.



Fotos

¿Te ha resultado interesante?

Los documentos que marques como interesantes quedarán guardados en tus Favoritos. ¡No te pierdas lo que más te interesa y tenlo siempre a mano!


1
 
0

Tu opinión importa

Escribe tu opinión

Para poder comentar este artículo tienes que identificarte como usuario del portal. Si aún no estás registrado puedes crear tu cuenta gratis en menos de un minuto.